Usted está aquí

Blog de Jose Salgado

Dias tontos de la semana

Hay semanas que son importantes, semanas que están ahí para unir un lunes con un domingo y otras que realmente aportan muy poco valor a la cadena productiva.

Suele pasar con esas semanas que se quedan atrapadas en medio de fiestas con puentes gigantes, semanas que coinciden con finales o principios de vacaciones, semanas que a pesar de tener todas las características que las definen son absolutamente estúpidas e inservibles.

Yo, tú, nosotros

Yo, tú, nosotros

Este fin de semana se ha celebrado las 24 horas en Can Dragó. La idea es que la gente se apuntara y lo recaudado sirviera para la lucha contra el ELA[1], que es una enfermedad neuromuscular que cursa con una degeneración selectiva de las motoneuronas , las encargadas de innervar los músculos implicados en el movimiento voluntario. Vamos, que para los que no sabíamos lo que es, solo hay que pensar en Stephen Hawking[2] y que él padece esa misma enfermedad.

Barras de bar

Barras de bar

Quizás conozcáis la canción de Insurreción[1] y sino ya tardas en escucharla. En está composición se puede escuchar en uno de sus versos barras de bar vertederos de amor, como de temas del corazón no solemos tratar en esta web y no estamos en condiciones para llamar al autor para que cambie la palabra amor por de entrevistas de trabajo, vamos a realizar un ejercicio de imaginación y pensar que en sus orígenes se concibió de esta manera.

Black Friday y lo que te rondaré morena

Black Friday y lo que te rondaré morena

No se si todos conocemos de donde viene el concepto de Black Friday, originalmente viene de Estados Unidos y es el día después del Thanks Giving, que es una de las fiestas más importantes de ese país. Como siempre cae en jueves mucha gente aprovechaba para llamar al trabajo para decir que no podía ir ese viernes, y sea por que se encontraba mal después de zamparse un pavo de veinte kilos o que había perdido el avión para volver.

Respira hondo y cierra los ojos

Respira hondo y cierra los ojos

Calma, se que la vida parece ahora mismo una mierda, como diría una persona que conozco, una gran gragea de vitamina M y que las fuerzas ni están ni se le esperan. Te has pasado toda la vida aferrado al sueño de que si trabajas, que si te esfuerzas la vida te va a compensar. Has gastado la mayor parte de tu vida creyéndolo, apretando los dientes cuando todo viene torcido, haciendo de tripas corazón cuando pensabas que era casi mejor que no hubiera un mañana antes que enfrentarte de nuevo con la realidad de la que no puedes escapar.