Usted está aquí

Sinergias distrópicas y las ecuaciones no lineales

¿A que suena pedante el título?, vamos, si casi cuesta entender lo que significa eso de sinérgia, ya no te cuento distropía. Si uno se atreve a mirar por internet vendría a ser cuando dos o más personas unen sus trabajos para conseguir un beneficio no deseables para ninguno de los dos. Y lo de usar el concepto de beneficio no deseable también es de traca, pero hoy estoy así de divino. Además de la tontería anterior, le añado lo de las ecuaciones no lineales, que suena muy matemático loco y da como un aura de respetabilidad y con sólo atravérme a escribirlo es que se de que hablo y debo ser un gurú con calzoncillos rojos, lo que normalmente se denomina como super-guru, o como dicen en el Carmelo, que es mi barrio y somos más chulos que nadie, un listillo de mierda.

Ahora que ya sabéis que soy una especie de coprolisto versión dos punto cero, la pregunta debería de ser una de estas dos: ¿que hago todavía aquí y porqué no estoy leyendo el Marca? o bien, me ha hecho gracia la tontería que acabas de decir, pero creo que es hora de que te pongas serio y me cuentes algo interesante. Para los primeros, la respuesta es fácil, y para los segundos recomiendo mirar el siguiente párrafo.

Somos básicamente incapaces de predecir el futuro, y cuanto más lejos proyectamos nuestros modelos, el error que vamos arrastrando no se mantiene constante sino que crece exponencialmenete con lo que cualquier plan a más de un año es básicamente absurdo. Esto no quiere decir que hemos de resignarnos a no tener objetivos y metas, sino que estos se han de basar más en una idea y una visión de lo que queremos más que una transposición de fórmulas. Establecemos una meta que queremos alcanzar y cada poco tiempo tenemos que reajustar el rumbo para poder llegar y no acabar en algún lugar en el cual no queríamos estar.

Hoy, en una reunión, he visto un proyecto muy interesante, os lo digo con la mano en el corazón, de lo más interesante que he visto hace tiempo, aúna vertiente social con una integradora y encima genera negocio. ¿El problema?, que nadie lo había probado antes bajo los términos que ellos plantean con lo que no hay ninguna referencia y todas las predicciones que se estaban haciendo a tres años eran más un producto de la voluntad que un dato real. Lo más que podían hacer era tomar datos de población objetiva e inventarse un número de los que podrían estar interesados y a partir de aquí elaborar un plan financiero. Es lo bueno de los planes financieros, los gastos más o menos los puedes tener controlados, pero los ingresos son ese fila en el excel que todos vamos rellenando en función de lo precavidos que seamos, la ilusión que tengamos o cualquier otra variable que os apetezca, pero ninguna de ellas con un enlace correlacional directo con la realidad.

Pero aunque sabemos que esto es así, que realizar predicciones es complicado, y si encima son a futuro, todavía másm tenemos dos opciones, o nos marcamos un Dante y abandonamos toda esperanza, o nos volvemos más infantiles y nos marcamos un hormiga y vamos poco a poco. Lo ideal, y es por lo que van bastantes teorías actualmente (Lean, Scrumm y demás) es ir poco a poco, y si nos hemos de equivocar, que sea rápido para poder corregir antes de que sea demasiado tarde. Creamos, medimos, corregimos, los pasos mágicos que quizás puedan ayudarnos en nuestra incapacidad de predicción.

El problema que veo aquí es la capacidad financiera de la que podemos disponer para lanzar proyectos. Si tenemos un capital equivalente a un millón de euros podemos arriesgarnos a perder cien mil pero si sólo disponemos de treinta mil, el proyecto ya está muerto antes de arrancar. El coste del fracaso es muy alto en nuestro país y el miedo a perder es tan alto que cualquier banco os haría un préstamo al 15%, el aval de vuestra casa, tus hijos y el usufructo de tu mujer, para abrir una línea de crédito de veinte mil euros… y eso que ellos compran el dinero al 0,5% de interés.

En resumidas cuentas, hemos de enfocarnos a proyectos que podamos sufragar de forma realista, nada de business angels ni bancos ni nada por el estilo, prepararse para moverse rápido, cambiar estrategias más rápido todavía, y para el tema de las predicciones, subscribirse a la revista Más Allá o alguna de estas.

Por cierto, para los que tienen tiempo, sería interesante ver las predicciones del FMI y toda esta gente desde el año 2000 hasta la fecha y ver que tal les ha ido. Si a mi no me creéis, seguro que los datos quizás sean más convincentes que mi prosa.

Su voto: Ninguno (1 voto)
Lecturas: 968
Lecturas hoy: 0
Imagen de Jose 	Salgado

Con formación en psicología y con un Máster en dirección de empresas, la curiosidad y las ganas de aprender han sido el motor de mi carrera profesional. Por este motivo he participado en proyectos de todo ámbito, ISPs, Comercio electrónico, Plataformas de e-learning, Comunidades de práctica y Redes sociales profesionales. Todo este historial profesional me ha llevado a tener una visión global de la empresa y una perspectiva orientada a negocio, donde el cliente se sitúa en el centro de todas las operaciones de marketing, ventas, tecnología y de gestión de recursos humanos.